Biden ordena ataques aéreos en Siria

      Comentarios desactivados en Biden ordena ataques aéreos en Siria

El presidente estadounidense Joe Biden ordenó el jueves ataques aéreos contra edificios en Siria que, según el Pentágono, fueron utilizados por milicias respaldadas por Irán, en represalia por los ataques con cohetes contra objetivos estadounidenses en el vecino Irak.

Los ataques mataron al menos a 22 personas, dijo el viernes el Observatorio Sirio de Derechos Humanos con sede en Londres, citando informes locales no confirmados.

El secretario de prensa del Pentágono, John Kirby, describió el bombardeo en el este de Siria como cuidadosamente calibrado, calificándolo de «proporcionado» y «defensivo».

La operación fue el primer uso conocido de la fuerza militar por parte de la administración Biden, que durante semanas enfatizó los planes para enfocarse más en los desafíos planteados por China.

En represalia contra las milicias respaldadas por Irán

La decisión del presidente parecía tener como objetivo enviar una señal a Irán y sus representantes en la región de que Washington no toleraría ataques contra su personal en Irak, incluso en un momento diplomático delicado.

Tres ataques con cohetes en una semana en Irak, incluido un ataque mortal que alcanzó una base de la coalición liderada por Estados Unidos en la ciudad de Irbil, en el norte de Irak, presentaron una prueba para Biden solo unas semanas después de asumir la presidencia. Los ataques con cohetes coincidieron con una iniciativa diplomática lanzada por la administración para intentar revivir un acuerdo nuclear de 2015 entre Irán y las potencias mundiales.

Los ataques aéreos «se autorizaron en respuesta a los recientes ataques contra el personal estadounidense y de la coalición en Irak, y las continuas amenazas a ese personal», dijo Kirby en un comunicado.

La operación “destruyó múltiples instalaciones ubicadas en un punto de control fronterizo utilizado por varios grupos militantes respaldados por Irán”, incluidos Kataib Hezbollah y Kataib Sayyid al-Shuhada, dijo.

Los funcionarios iraníes no reaccionaron de inmediato a los ataques.